martes, 26 de septiembre de 2017

"Descalzos por el Parque"



El cartel anunciador de "Descalzos por el Parque"

Ohh!!! veo en la prensa que Robert Redford y Jane Fonda vuelven a rodar juntos como pareja en "Our souls at night", después de 50 años del éxito de la película "Descalzos por el parque".

La noticia me ha removido mis recuerdos. Esta comedia romántica la recuerdo con un cariño especial, cuando era niña, mi madre y yo la vimos una y otra vez en el cine de verano de mis tíos que nos dejaban incondicionalmente pasar las tardes-noches con los bocatas y viendo cine y más cine. Cuántas risas y complicidad... desde luego, "Descalzos por el parque" es una de esas  películas que he vuelto a ver con mis hijos en varias ocasiones, siempre nos ha dejado el buen sabor de una deliciosa comedia sesentera, con un elenco de actores impresionantes.

Me vi pisando por Washington Square en New York, con zapatos (así de convencional soy ..jajaja) no como Robert, y me sentí transportada a una de las escenas icónicas donde "Paul" vestido de ejecutivo se descalza por el parque para demostrar a su mujer "Corie" que no es el típico abogado conservador y convencional de lo que ella lo acusa. Eso es lo que tiene emocionarse con el cine, que se quedan grabadas muchas y muchas escenas,  que puedes caer rendido de amor y con la sensibilidad a flor de piel en cualquier momento, ante cualquier rincón del planeta que te recuerde alguna escena o que te remita a una emoción.

Pues aquí estoy yo, motivada otra vez para contaros algunas zonas de Nueva York, los parques y las zonas verdes, algunos que he podido recorrer o algunos que me han llamado la atención por algún detalle peculiar, por la situación o simplemente por la belleza.

Los Parques y las zonas verdes son uno de los atractivos turísticos de esta ciudad que aparecen en todas las guías o en algunos de los recorridos imprescindibles. El famoso Central Park es una de las visitas casi obligadas si quieres entender un poco la importancia que para los neoyorquinos tienen las zonas verdes. El Central Park, por su extensión, por su belleza, por su historia y por muchísimos motivos más creo que se merece una reseña solo para él.

Pero yo os recomendaría no perderos unos parques llenos historias y actividades, a parte del Jardín Botánico de Brooklyn, el Brooklyn Bridge Park y el High Line que ya os los comenté en otras entradas, el Washington Square Park, el Bryant Park, el Madison Square Park y el Battery Park,  son más pequeños que el Central Park, pero no por ello menos encantadores y desde luego con una gran vida en ellos.

Os propongo un pequeño paseo fotográfico por ellos, para que descubráis lo que se cuece en diferentes zonas de Manhattan y para qué, investigando en los enlaces, comprobéis que no sólo es una ciudad llena de iconos turísticos, también es una ciudad palpitante, verde y llena de una gran vida cultural.

No seáis convencionales,  descalzaros y disfrutar de los parques.

La magnífica Washington Square
Se encuentra en el Greenwich Village en Manhattan y es el comienzo de la 5th Avenida
Los edificios que se encuentran alrededor de la plaza son propiedad de la Universidad de Nueva York.
Es un lugar de encuentro y ofrece espacios con mobiliario para jugar al ajedrez y juegos de niños.


Bajo el Arco de Washington Square, un arco de triunfo
construido en 1889 para conmemorar el centenario de
la presidencia de George Washington.
Un día nublado de primavera en Nueva York,
justo en el encuadre del arco se ve a lo lejos el edificio
del Empire State y la 5th Avenue.




Robert Redford en el rodaje de la película en 1967




Os dejo un vídeo de una canción instrumental que lleva el nombre de la famosa plaza "Washington Square" del grupo de jazz Village Stompers que se hizo muy famosa en la década de los 60.

 Bryant Park

"Más feliz que una perdiz" caminando bajo la lluvia y en uno de los parques más bonitos de NYC
Bryant Park es uno de los parque con más encanto de Manhattan. Situado en el Midtown, justo al lado de la Biblioteca Pública de Nueva York, se encuentra entre la 5th Avd. y la 6th, y las calles 40 y 42.

Para los neoyorquinos es uno de los puntos culturales y de encuentro favoritos donde se puede, desde leer libros en una pequeña biblioteca móvil, a recibir clases de yoga o Tai-Chi gratis, jugar al ajedrez,  visitar uno de los mercadillos más famosos, ver cine al aire libre en verano, patinar sobre una de las pistas de hielo gratuita en invierno, todo el parque tiene acceso a Internet wifi gratuito. Hay eventos culturales y baile en verano (en el programa ponía DESCALZOS)

Se puede comer sobre el césped o sobre las mesitas verdes que se acompañan con unas sillas plegables, a disposición de todo el mundo, que se encuentran por todo el parque. También se encuentra un famoso restaurante con una situación inmejorable, quioscos de comida y café, tiendas, y todo ello en el centro de Manhattan, rodeado de árboles y cerca de la zona de los teatros. No os parece una maravilla?


El Bryant Park es más que un jardín, rodeado de un arbolado alto y frondoso es un pequeño oasis en Manhattan.












Es un parque urbano, situado en medio de impresionantes rascacielos y a su espalda la monumental
New York Public Library. El mobiliario urbano, con mesitas y sillas plegables, está concebido al detalle
para que se integre en el diseño del paisaje.

La vegetación es exuberante, el césped de la zona central está impecable. Las flores y las especies de arbustos
cambian los colores en cada estación

El pequeño rincón para leer, una Biblioteca móvil

Madison Square Park



Edificios emblemáticos como el Flatiron rodean a la plaza y crean un ambiente lleno de contrastes.

El Madison Square Park se encuentra en un distrito fundamentalmente de negocios con muchos comercios y restaurantes, rodeado de una arquitectura fascinante donde el gran atractivo turístico lo ejerce el Flatiron Building, uno de los iconos arquitectónicos que fascina a la mayoría de visitantes.

El parque atrae a visitantes de todo tipo, pues a parte de los oficinistas que se acercan a desconectar, a comer o a tumbarse en el césped, también muchos jóvenes artistas, pues en la zona se organizan mercados de arte y exposiciones de diferentes disciplinas artísticas.

Tiene un ambiente muy cosmopolita y bohemio a la vez, en esa mezcla junto con los niños correteando en las zonas de juego, consigue recrear lo que sería un antiguo parque urbano.

Situado entre la 5th Avd. y Madison con las calles 23 y 26 en el Midtown
Al fondo podemos ver el Empire State Building
La Fuente rodeada con flores le da frescura y color al parque

El ambiente informal y relajado permite sentarse y contemplar la plaza.
El quiosco-restaurante es un atrayente constante, en varias ocasiones habían largas colas para tomar algo.

Mirando te das cuenta que a los neoyorquinos les encanta la vida al
aire libre y los parques, el mobiliario que hay en todos ellos se conserva
en perfecto estado y la gente es muy respetuosa.

Con esta imagen de Internet os muestro el ambiente veraniego alrededor del "Shake Shack"
 en Madison Square Park.
El pequeño restaurante-quiosco se ha hecho famoso porque aquí puedes comerte unas de las mejores
 hamburguesas de todo Manhattan y tomarte los mejores batidos. A mi me gustaron mucho.


Battery Park


The Battery Park tiene un ambiente agradable y relajado 
Se encuentra ubicado en el sur de Manhattan lindando con el Distrito Financiero y tiene una de las mejores
vistas a la Estatua de la Libertad
The Battery Park es el primer parque público frente al mar y con vistas al puerto de Nueva York. Se encuentra en el extremo sur de Manhattan y es uno de los más antiguos de la ciudad de Nueva York, se podría decir que es aquí donde empieza la historia de esta ciudad. 

Situado en la confluencia de los ríos Hudson y East, su posición estratégica es innegablemente buena y por esta razón se construyó, cuando se establecieron los holandeses en 1624, una Batería de cañones para defender a la joven e incipiente ciudad de Nueva Amsterdam,  del recuerdo de aquella construcción viene su nombre de Battery.

En esta zona normalmente se hace una visita rápida, porque es el punto del embarcadero donde se cogen los Ferry que nos llevan a la Estatua de la Libertad y también al Ferry gratuito que va a Staten Island. La gente pasa por aquí casi sin apreciar que justo en este parque hay varios monumentos que representan hechos históricos, a parte de ser uno de los proyectos más interesantes de la implicación vecinal en un Huerto Urbano que de alguna manera han conseguido visibilizar que este tipo de proyectos pueden ser viables.


La vegetación que rodea al parque está llena de colorido

El Huerto Urbano de Battery Park fue la idea de un proyecto de los estudiantes del Millennium High School en el año 2010 aprovechando unos terrenos que habían quedado abandonados. La iniciativa despertó el interés de más escuelas y en la actualidad participan en el proyecto tres escuelas del Bajo Manhattan con la participación de más de 680 estudiantes de todas las edades. Todo lo que se cultiva se dona a los comedores escolares y el esfuerzo revierte en ellos.

"Esta granja se creó con el objetivo de crear conciencia ambiental sobre la sostenibilidad y la gestión de residuos, y motivar a la población a comer de forma saludable".

Os recomiendo mirar los enlaces que os dejo y podréis descubrir los proyectos que se llevan a cabo en esta zona. Nos da una idea de ciudad en constante evolución, una ciudad viva, que se adapta a los nuevos movimientos sociales y ecológicos.  Yo no me imaginaba que, estando tan próximo al distrito financiero, hubieran proyectos como este y que los niños participaran tan activamente. Me emociona descubrir estos pequeños secretos que hacen de los viajes la mejor de las aventuras.

https://es.wikipedia.org/wiki/Battery_Park
http://www.guiadenuevayork.com/festival-de-la-cosecha-en-battery-park
http://www.thebattery.org/







Los escolares realizan diferentes actividades en la granja urbana, aparte de las didácticas también realizan pequeños
trabajos que los hagan sentirse participes con pequeñas acciones, que los involucren en el éxito del Huerto.

Los cultivos que genera el Huerto se dona a los comedores escolares
de Nueva York y de alguna manera los éxitos se traducen en beneficios
Cada plantación tiene su nombre y un día a la semana hay una ruta didáctica.

El Huerto Urbano del Parque The Battery









Un cinturón verde rodea toda la zona del parque

Plano de situación con todos los puntos de información y las salidas de los Ferry
Monumento a los náufragos de un barco y la Estatua de la Libertad al fondo

La Estatua de la Libertad






viernes, 8 de septiembre de 2017

New York, New York




Vista nocturna de New York desde el Empire State  

"Él era tan duro y romántico como la ciudad que amaba. Tras sus gafas de montura negra se  agazapaba el vibrante poder sexual de un jaguar. Nueva York era su ciudad  y siempre lo sería."  
   
 "Manhattan" Woody Allen

La luna llena a lo lejos, como un faro en un universo de luces de neón

¿Por qué nos atrapa Nueva York?, ¿por qué paseando por sus calles sientes que estás como en casa? Realmente no me lo podía creer cuando muchos de mis amigos me lo comentaban, pero ahí estaba yo, paseando por sus avenidas, sus calles y sus parques, e inexplicablemente sintiéndome , a pesar de la distancia, como en casa.


Quizás las imágenes y la música de tantas y tantas películas nos han llevado a Nueva York una y mil veces, de alguna manera la hemos sobrevolado, y nos han hecho soñar e imaginar muchas de sus calles, de sus barrios, sus edificios ... o quizás será que Nueva York tiene por sí misma el encanto de la bienvenida, de la aceptación, por alguna razón esta metrópoli es la ciudad con mayor diversidad lingüística del mundo, se calcula que conviven unos 800 idiomas con normalidad.

"Aquí puedes tener largas conversaciones, y sólo al final te preguntan, y no siempre, de dónde eres, mientras que en el sur lo primero que hacen nada más iniciar una conversación es interrogarte por tu origen y por tu religión. El respeto de los neoyorquinos por los extranjeros hace de esta ciudad un lugar muy amigable".  
Diccionario de Nueva York, A. Armada


Pueden ser infinitas las razones por las que amar Nueva York, pero una de las que comparten muchos de mis conocidos, y casi siempre oigo comentar, es que es una ciudad muy cinematográfica, que cada rincón, cada calle, cada parque o edificio, de alguna manera los tienes en tu imaginario, los reconoces cuando paseas por la ciudad, y forma parte de tu educación cinéfila y sentimental. Te sientes como en casa porque de alguna manera, aunque la ciudad sea excesivamente grande, la gente es amable y servicial en la mayoría de situaciones.

"La ciudad que no duerme" es espectacular cuando va anocheciendo, las luces toman forma y el paisaje se dibuja bombilla a bombilla, los perfiles de la ciudad se delimitan a través de la luz. A los enamorados de la arquitectura seguro que les encandila el contemplar cada detalle de esta gran metrópoli. 

Así que ahí va un consejo,  hay que salir a pasear, olvidándose de los móviles y de la climatología, caminar y dejarse llevar con todos los sentidos abiertos, con la mirada puesta en la palpitante ciudad, en la vida que se mueve a nuestro alrededor, tanto de día como de noche, la vida nocturna también tiene un "No sé qué"...


"Déjense llevar por el corazón atómico de las avenidas y las calles" 

Y que os voy a contar...!! Me enamoré perdidamente de lo que pude ver y sentir de Nueva York y me gustaría que os dejaseis llevar por las fotos, la música y el cine para compartir conmigo algo de ese "feeling"

Vista del Chrysler Building desde el Empire State


Desde las alturas se puede ver todo Manhattan con sus ríos principales East River y el Hudson

Los edificios compiten en altura, diseño y luminosidad

A pesar del tiempo tan variable y una climatología tan difícil (desde la visión de una ciudadana mediterránea) .. abundan las terrazas para tomar copas o comer, y las vistas desde la mayoría de ellas, como podéis imaginar, son increíbles, no sabíamos por cual decidirnos, pero al final nosotros elegimos el 230 Fifth Rooftop porque nos lo habían recomendado por las vistas, por estar justo enfrente del Empire State Building y además porque estaba a dos manzanas de donde nos hospedamos.

En la terraza el ambiente era increíble,  realmente se podía disfrutar de la música y de las vistas, nosotros tuvimos suerte porque la mayoría de veces está a rebosar y hay que hacer cola para entrar, cosa que a nosotros no nos pasó. La entrada es gratuita, sólo se cobra la consumición,  y están preparados para el frío con estufas y una especie de albornoces rojos que tienes a tu disposición. Lo dicho, una experiencia gratificante.

Desde el 230 Fifth Rooftop se contempla el Empire State Building

El animado ambiente nocturno de la terraza nos invita a contemplar Manhattan de otra manera
Nada más llegar...FOTO

http://www.nyhabitat.com/sp/blog/2012/09/18/5-mejores-bares-azoteas-nueva-york/

Mapa de Manhattan con las 5 azoteas-bares

De esa educación sentimental y cinéfila de la que os hablaba, tiene mucho que ver mi familia, que desde niña recuerdo que veíamos juntos largas sesiones de cine de verano (sesión doble) y luego tardes de cine, con cine-fórum incluido y tardes de televisión con las maravillosas películas que nos reunían en torno a un sofá. Todo ello me han ayudado a crecer y a amar el cine. La mayoría de ellas eran cine de Hollywood y los recuerdos están ligados en cierta manera a Estados Unidos y muchísimas de ellas a Nueva York.

Hay miles de películas que evocarían perfectamente mis sentimientos al pasear por Nueva York, pero hay una película deliciosa (Begin Again) que últimamente me viene mucho a la memoria cuando estoy visionando las fotos de nuestro viaje y quiero compartirla con vosotros, porque tiene unas escenas que por sí mismas engloban todo lo que os quiero transmitir en este post, música, imágenes, ciudad, terrazas y mucha mucha pasión ... sobre todo con la pasión que nos relata la escena del segundo vídeo que os dejo, con el gran actor Mark Ruffalo.. que está sublime,  me encanta!!!  Enjoy it








jueves, 27 de julio de 2017

New York, el Jardín Botánico de Brooklyn


Jardín Botánico de Brooklyn


Japanese Hill-and-Pond Garden
Nueva York nos sorprende a cada paso, pasear por Brooklyn ha sido una experiencia magnífica, con sus calles y edificios tan reconocibles en nuestra memoria cinematográfica. Nos hemos encontrado con un sinfín de rincones que fácilmente podríamos situarlos en alguna de las series o películas más famosas. Sus edificios con las escaleras contra-incendios exteriores, los portales con escaloncitos y verjas, las calles con arbolado, las pequeñas tiendas de barrio, las barberías, etc...

Pero el verdadero descubrimiento ha sido visitar el Jardín Botánico de Brooklyn, una pequeña isla verde dentro de una de las ciudades más grandes, influyentes y mass-media del planeta. Se encuentra en el barrio de Park Slope en Brooklyn, en la zona conocida como Prospect Park, una gran zona verde, que para este distrito es su "Central Park".

Nueva York tiene miles de rincones y lugares inolvidables, cada uno de nosotros podríamos enumerar los que más nos han gustado o hemos disfrutado en un viaje, yo pondría en mis preferencias, en una de mis recomendaciones al Jardín Botánico de Brooklyn.  Os diría que os reservarais un tiempo de vuestro viaje para adentrarnos y descubrir los diferentes jardines que guarda en su interior.

Después de la estresante vida que se respira en el Manhattan turístico, encontrar espacios donde respirar y llenarse de paz es un verdadero regalo.

El Jardín Japonés del Estanque y la Colina, que el magnate Alfred T. White quiso construir y contrató para
 su diseño a un paisajista nipón, para que lo ideara con una pequeña colina y un pequeño lago.


Mapa de todo el jardín
Panel explicativo de los diferentes ambientes del Jardín Japonés


Los pequeños senderos nos llevan a descubrir la importancia que el paisaje japonés le da al equilibrio entre los elementos.

El Jardín Japonés es un regalo exquisito para los sentidos, es uno de los atractivos que tiene el Botánico y que se nos muestra en primavera, con sus cerezos en flor, en todo su esplendor. Está construido en más o menos una hectárea de terreno. 

El Jardín Botánico de Brooklyn fue fundado en 1910 y en 1914 se empezó la construcción del jardín japonés, en 1915 fue inaugurado y es una de las zonas más atractivas de visitar.

Puedes ir caminando por pequeños senderos que atraviesan cascadas suaves, puentes de madera, rincones románticos y frondosos, un mirador de madera donde bajo el techo puedes contemplar el lago y sus plantas acuáticas, contemplar las aves, etc..

Las Garzas descansan en el lago

Unos rincones muy bien delimitados y escogidos nos van mostrando los diferentes conceptos de los espacios ajardinados y de los diferentes hábitats. Nos encontramos con espacios como:

. Jardín de Shakespeare, donde podemos contemplar el diseño de un jardín inglés con las plantas que aparecen en muchas de las obras del escritor.

.Fragrance Garden, donde visualizar las plantas más aromáticas y sus diferentes texturas.

.Children's Garden,  donde los niños pueden plantar vegetales, hierbas y flores para experimentar en el aprendizaje.

.Osborne Garden, un informal jardín estilo italiano donde nos encontramos pérgolas con enredaderas y azaleas.

.Magnolia Plaza, cada primavera, en este rincón del Jardín, deslumbran la gran colección de Magnolias que han conseguido en variedades amarillas como la "Magnolia Elizabeth".



.Cranford Rose Garden, una preciosa colección de diferentes variedades de rosas que entre mayo y junio están en el momento de máximo esplendor (son muy famosas para los amantes de las rosas)

.Celebrity Path, un sendero de piedra donde rinden homenaje a los personajes célebres que han nacido en Brooklyn, nombres como Isaac Asimov, Mel Brooks, Walt Whitman, Barbra Streisand, Woody Allen, etc...

.Cherry Walk and Cherry Esplanade, entre abril y mayo en esta explanada se pueden contemplar, según los expertos en botánica,  la mejor colección de cerezos en flor fuera de Japón. Hay más de 40 variedades de cerezos orientales en rosa. En esta época se celebra "El festival de los cerezos en flor" (Sakura Matsuri) donde todo gira en torno a la cultura japonesa y es un maravilloso espectáculo que atrae a muchísima gente.

Foto del "Sakura Matsuri" con los cerezos en flor.

El esplendor de la primavera se manifiesta en cada rincón

El jardín mantiene un bonito equilibrio entre las flores silvestres y  las flores ornamentales 
Un oasis en Brooklyn















La explosión del color de la primavera

El Estanque. En sus aguas podemos ver distintas plantas acuáticas.

El Invernadero Steinhardt

Dentro del Invernadero se recrean varios ambientes desde el tropical al desértico.



Museo del Bonsai, en el invernadero hay una sala dedicada por completo a una magnífica colección de Bonsáis.  

Muchos de ellos son donaciones de particulares al museo. Algunos tienen cientos de años y son piezas de incalculable valor para los entendidos. Es el más antiguo de Estados Unidos.

Dentro del Invernadero encontramos también el Pabellón Tropical, donde en un ambiente húmedo y caluroso podemos contemplar exuberantes especies tropicales.

En el Pabellón del Desierto está ambientado con plantas áridas de todo el mundo.


Se pueden contemplar con detalle gran variedad de plantas y flores


Dentro del centro de visitantes hay paneles explicativos y didácticos para facilitar toda la visión de los diferentes jardines y plantas por los que vamos a transitar.

También nos llamó la atención los juegos y zonas donde interactuar compartiendo juegos y piezas para ir conociendo y descubriendo plantas y flores.En la maqueta y en los planos puedes decidir el recorrido para visitar los diferentes ambientes que hay en el Jardín Botánico.

Alrededor del Estanque se encuentra un pequeño bar, mesas y sillas para poder hacer un picnic o dar de comer a los niños, me pareció muy pensado para disfrutar con los niños.

Os recomiendo ojear la página del Botánico de Brooklyn, en ella viene los precios, los horarios, los eventos y muchísima información que siempre están actualizando.



"Yellow Magnolia Café" un restaurante acorde con el ambiente reinante en todo el Jardín, con una decoración y una presentación de los platos elaborada, creativa y muy armoniosa, todo con un estilo muy elegante teniendo en cuenta el lugar donde se encuentra, una galería acristalada pegada al edificio acristalado del invernadero. Nosotros comimos allí y nos pareció un sitio muy recomendable, los platos del menú estaban exquisitos y a un precio razonable.

https://www.bbg.org/visit/hours
https://www.bbg.org/visit/tours
https://www.bbg.org/visit/cafe




Os dejo un enlace de un artículo que he descubierto donde hacen referencia al Jardín Botánico de Brooklyn, como uno de los 5 mejores jardines botánicos del mundo.